• 4 chuletas de pechuga de pavo, machacadas uniformemente y no muy gordas (aproximadamente 1 libra)
  • Sal y pimienta negra recién molida
  • 2 dientes de ajo, picados
  • 1 cucharadita de albahaca seca o una cucharada de albahaca fresca picada
  • 8 rebanadas de jamón fino
  • 4 rebanadas de queso Provolone
  • 8 rebanadas de tocino delgado

Este plato tiene sin dudas un aspecto hermoso, pero no por eso pienses que resulta difícil de preparar. Se comienza con una chuleta de pavo delgada, a la que se agregan capas de queso con jamón. ¿Cómo se hacen los rollitos? Muy sencillo, la chuleta es enrollada y apretada con tocino, y luego se cocina hasta que esté todo bien unido.

Modo de preparaciónimage111

  1. Precaliente el horno a 375 ° F. Coloque cada chuleta en un pedazo de papel de aluminio (aproximadamente 5×6 pulgadas). Espolvoree cada chuleta con sal, pimienta, ajo y albahaca.image112image113
  2. Coloque rebanadas de queso y unas rebanadas de jamón en cada una de ellas. Empezando por el extremo más estrecho, enrolle la chuleta con fuerza. Suavemente envuelva 2 rebanadas de tocino alrededor de cada chuleta. Doble el papel de aluminio alrededor del rollito de pavo y envuélvalo con fuerza.image114
  3. image115Colóquelas en una fuente y hornee a 375 ° F durante 25 minutos. Retire del horno y abra  suavemente los envoltorios de papel de aluminio para exponer el tocino. Aumente la temperatura del horno a 400 ° F. Cocine durante otros 10-15 minutos, hasta que el tocino esté ligeramente dorado. Sirva inmediatamente, solo, con arroz o verduras fritas.

image116